Un estudio titulado “Theoretical aspects of autism: Causes–A review”, publicado en la revista científica Journal of Immunotoxicology por la doctora Helen Ratajczak en el año 2011, establece una posible relación entre los ingredientes de la vacuna triple vírica (sarampión, paperas, rubeola) y el desarrollo de autismo.

vacunas_bebe

Una de las posibles causas, según la Dra. Ratajczak, se debería al ADN humano utilizado en las vacunas, incluídas las células de tejido pulmonar extraído de fetos abortados.

Inicialmente, los fabricantes de vacunas usaron timerosal (que contiene mercurio) en la mayoría de las vacunas infantiles, pero posteriormente empezaron a elaborar vacunas utilizando tejido humano para hacer crecer los virus, como el sarampión y la varicela.

Ratajczak observó una correlación entre la introducción de ADN humano en la vacuna triple vírica y el autismo, lo que sugiere una posible relación. También observó un incremento adicional de casos de autismo en 1995, justo después de que los fabricantes de vacunas comenzaran a cultivar la vacuna contra la varicela en tejido fetal humano.

Según Ratajczak, el ADN en las vacunas es absorbido por las células humanas y se recombina en su genoma, pudiendo causar daños cerebrales.

Fuente: http://www.naturalnews.com/048791_MMR_vaccines_aborted_babies_human_DNA.html#ixzz3Sw5Zp8v2

Anuncios

»

    • esther santos dice:

      no se si provoca el autismo pero a mi hija le produjo una insuficiencia respiratoria que tubo que ser internadad en cuidados intensivos el mismo dia que fue vacunada, le cerro tanto las vias respiratoria que me la puso cianotica sin casi oxigeno al cerebro pero gracias a la rapida accion de los medicos en el hospital pedriatico de cienfuegos mi hija hoy cuenta de perfecto estado de salud solo padeciendo de asma

      Me gusta

  1. […] Una de las posibles causas, según la Dra. Ratajczak, se debería al ADN humano utilizado en las vacunas, incluídas las células de tejido pulmonar extraído de fetos abortados. Inicialmente, los fabricantes de vacunas usaron timerosal (que contiene mercurio) en la mayoría de las vacunas infantiles, pero posteriormente empezaron a elaborar vacunas utilizando tejido humano para hacer crecer los virus, como el sarampión y la varicela. Ratajczak observó una correlación entre la introducción de ADN humano en la vacuna triple vírica y el autismo, lo que sugiere una posible relación. También observó un incremento adicional de casos de autismo en 1995, justo después de que los fabricantes de vacunas comenzaran a cultivar la vacuna contra la varicela en tejido fetal humano. Según Ratajczak, el ADN en las vacunas es absorbido por las células humanas y se recombina en su genoma, pudiendo causar daños cerebrales. f:aquí!! […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s